ROCKTOPIA 13 de Octubre de 2012

Descarga siguiendo este link: http://www.mediafire.com/?x2gwzphuqekh3bn
_______________________________________________________________________________________

Hace 54 años nacía en una pequeña localidad escocesa Derek William Dick, un tipo grande y carismático que trabajó como jardinero y leñador hasta que todo el mundo terminó por conocerle como Fish, el cantante de Marillion. Para muchos cuando él dejó la banda británica nada volvió a ser igual, algo bastante obvio para bien, para mal o simplemente para diferente. Los siete años que estuvo al frente de Marillion fueron los de su nacimiento, éxito y consolidación, aunque las cosas no terminaron de ir del todo bien y la historia concluyó con el vocalista escocés fuera del grupo. Inmediatamente Fish se haría acompañar de una serie de músicos de garantías entre los que se encontraba, por ejemplo, el actual guitarrista de Iron Maiden, Janick Gers, con ellos grabaría su primer disco en solitario bajo su solo nombre y el título “Vigil In A Wilderness Of Mirrors”. Un álbum con el que retomaba el sonido de los últimos discos que había hecho con Marillion, pero llevándose la música a un terreno menos épico más asequible y hasta ciertamente más Pop, aunque en el tema “The Company”, Fish dejaba correr toda la influencia del Folk escocés, imprimiendo al tema un profundo sabor celta…

Los caminos de Marillion y Fish han ido tomando derroteros diferentes desde aquel año 1988 en el que iniciaron carreras musicales diferentes. Marillion es hoy en día una banda totalmente distinta, mucho más interesada en innovar dentro de esos parámetros de personalidad intransferible que significan el universo Marillion.
“Sounds That Can’t Be Made” es su nueva obra. Después de cuatro años retornan con el que probablemente es su lanzamiento más progresivo desde hace mucho tiempo. Aunque evidentemente siguen haciéndolo a su manera, como el grupo de visos actuales que es, a pesar de atreverse con canciones de más de 15 minutos de duración y compromiso político. Delicadeza interpretativa, lírica Pop, y buen puñado de canciones de cierta profundidad y relajación reflexiva. De las que se escapa de esas premisas es “Lucky Man” con su aire desenfadado y sus inevitables efluvios de The Beatles. “Sounds That Can’t Be Made” es nuestro disco de portada esta semana en Rocktopia.

(Además esta semana en Rocktopia: The Pineapple Thief, Joe Stump, Vision Divine, Cloudscape y Eclipse)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s