Programa 4 de Noviembre de 2017

AQUÍ: Descarga directa (Mp3/192Kbps)

El final de los 80s fue el periodo de mayor bonanza para la banda de David Coverdale, Whitesnake. A pesar de su dilatada y magnífica carrera, tuvo que esperar hasta entonces para verla traducida en ventas y popularidad masiva.Y cuando aquello terminó, Coverdale, que ya era perro viejo, intentó volver adaptándose a los nuevos tiempos, ajustando su propuesta a la de una audiencia ya muy mermada. Por eso quiso editar un disco en solitario al que quería llamar “Restless Heart”. Para separarlo de su pasado inmediato, y además, porque musicalmente era algo mucho más personal. Pero las compañías de discos no siempre entienden de sentimientos y sentido común, y obligaron a que “Restless Heart” se convirtiera en el noveno disco de estudio de Whitesnake.
La formación que acompañó a Coverdale en aquel lanzamiento no era tan mediática como en los anteriores, pero ahí estaba todavía Adrian Vandenberg, su fiel escudero, que después de muchos años en el grupo por fin conseguía grabar con ellos en estudio; Denny Carmasi a la batería (Montrose, Heart…) o Guy Pratt al bajo (sesionero de lujo con trabajos para Pink Floyd, Michael Jackson o Madonna).
“Restless Heart” decepcionó a los que venían buscando reverdecer unos laureles ya imposibles en aquel momento, y agradó a todos los que lo entendieron en su filosofía más doméstica…

La historia de Adrian Vandenberg con Whitesnake tuvo mucho de infortunio. A pesar de formar parte del grupo durante sus años más dorados, por diferentes razones, incluida una lesión de muñeca, le fue imposible estampar su guitarra en los anteriores discos de Whitesnake, a pesar de figurar en los créditos.
Vandenberg saltó a la primera división europea con la banda que llevaba su nombre durante los 80s y, al dejar Whitesnake, se dedicó a otros proyectos como Manic Eden o también a la pintura, que es otra de sus pasiones.
2014 significó de alguna manera un renacer musical para él, cuando volvía a la palestra con su banda, Moonkings. Aquel fue un disco de debut estupendo, y su segunda parte, titulada “MK II” no lo es menos. Lo retoman donde lo dejaron, que es donde Vandenberg casi siempre quiso estar, o sea, del lado del hard rock más bluesy y terrenal, y hasta con cierto poso de sobriedad. Fabricado en Holanda por músicos de allí, lo nuevo de Vandenberg’s Moonkings es quizás incluso superior a su antecesor, y por eso es nuestro disco de portada…

(Esta semana en Rocktopia: WHITESNAKE, VANDENBERG’S MOONKINGS, REVOLUTION SAINTS, MR.BIG, JONAS TAMAS, LEPROUS, CIRCUS MAXIMUS y LARS ERIC MATTSSON)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s