Programa 19 de Diciembre de 2015

ROCKTOPIA Pdcst 15-12-19

AQUÍ: Descarga directa (Mp3/192Kbps)

Hay algunas personalidades musicales del todo reseñables que sin embargo adolecen del reconocimiento y popularidad merecidos, seguramente por no haber conseguido estar nunca en el lugar y el momento adecuados. Ese puede ser el caso de Finn Zierler. Este teclista danés fue el alma máter de una banda de sofisticado metal melódico-power como Twilight. Pero aquel contenedor se quedaba corto para sus ideas y quiso ir más allá con la creación de los adecuadamente bautizados Beyond Twilight. Bajo ese nombre Zierler desarrolló a plenitud unas inquietudes mucho más elaboradas e intrincadas que con su anterior encarnación.
Magníficas críticas pero poco más recogió tras la edición de su excelente disco de debut “The Devil’s Hall Of Fame”. Una aventura conceptual de ciencia ficción que contaba con Jorn Lande a la voz…

La figura de Finn Zierler ha seguido siendo objeto de culto desde que en 2006 publicara el último álbum de Beyond Twilight. Zierler nunca quiso ser precisamente un centro de atención mediática, declarando: “Mi música siempre ha sido una especie de rebelión contra la máquina comercial. Mi alma pertenece al underground, me gusta estar en las sombras a las que pertenezco”… Así que con su pista ya casi desvanecida en el tiempo, hace unos meses se anunciaba que Finn Zierler estaba detrás de la consecución de un nuevo proyecto, el cual iba a compartir con músicos de primerísimo nivel como Bobby Jarzombek (actual batería de Fates Warning), Per Nilsson (guitarrista de Scar Symmetry o Kaipa) y el bajista y voces de Circus Maximus, Truls Haugen. A ellos se les unió el poderosísimo cantante Kelly Sundown Carpenter, a quien ya conocía de su etapa en Beyond Twilight.
Con el nombre de Zierler, este combo trasatlántico se marca un espectacular ejercicio de metal teatral y bombástico repleto de poder y virtuosismo que no deja títere con cabeza. Además, coronado por una producción ejemplar, el disco ha sido mezclado por Jacob Hansen, quien viene de trabajar con artistas como Volbeat o Amaranth…

(Además esta semana en Rocktopia: BEYOND TWILIGHT, ZIERLER, DARKOLOGY, MICHAEL ANGELO BATIO, APOCALYPTICA, FULL DEVIL JACKET, FURYON y THUNDER)

Programa 23 de Mayo de 2015

ROCKTOPIA Pdcst 15-05-23

AQUÍ: Descarga directa (Mp3/192Kbps)

Hay discos que simplemente se hacen, y hay otros cuya consecución obedece a una serie de razones, tanto artísticas como vitales, que se entremezclan hasta dar con una necesidad creativa. Ese es el caso del álbum que va a abrir hoy el programa, encuadrado por supuesto en nuestra tradicional sección del pasado de cada semana.

Corrían malos tiempos para una banda como Alice In Chains. Después de haber tocado la fama y el éxito, los problemas con las drogas de su vocalista Layne Staley, entre otras cosas, habían conducido a la banda hacia una época oscura e incierta. El guitarrista del grupo, Jerry Cantrell, decidió entonces embarcarse en la preparación de su segunda obra en solitario. Para ello se trasladó a un paraje natural y alejado como las Cascades Mountains canadienses. Allí se encerró en una cabaña durante meses sin apenas tener contacto con ningún humano. Era una fase de retrospección para él. La necesidad de trasladar su estado anímico y existencial a la música se hizo latente a través de 25 canciones, de las cuales sólo 14 acabaron en la versión regular de su obra “Degradation Trip”. Un viaje de degradación y reflexión. Cotas de inspiración artística que acabaron recogiendo el beneplácito del público y la crítica, al considerar este segundo disco de Jerry Cantrell, como la continuación perfecta a la obra de Alice In Chains, que además, tocarían a su fin tan solo dos meses antes de su publicación tras la trágica muerte de Layne Staley.
Dos años en su creación, problemas con su discográfica original, que se negó a publicarlo. Y un Jerry Cantrell que incluso hipotecó su casa para hacer de “Degradation Trip” una realidad…

Músicos como Robert Trujillo, entonces con Ozzy Osbourne y hoy con Metallica o Mike Bordin, entonces también con Ozzy y desde siempre con Faith No More; acompañaban a Cantrell en esa aventura vital transformada en disco y llamada de “Degradation Trip”. Y si ha sonado a Mike Bordin acompañando a Jerry Cantrell para iniciar el programa, es porque su banda, Faith No More, están de vuelta discográfica en estos días.

Ellos volvían a la carretera en 2009, y desde entonces han dedicado su actividad a girar y tocar en festivales. Hará un año el grupo comunicaba oficialmente su intención de volver a crear nuevas canciones. Las que se incluyen en su nuevo “Sol Invictus”, con la misma formación que grabara su anterior disco de hace casi 20 años.
Mike Patton describe “Sol Invictus” como un álbum post-punk con toneladas de atmósfera. Como si la ELO o The Beach Boys pasaran por un ciclo de lavado gótico.

Un disco que no llega a la altura de sus grandes obras, pero todavía esconde buenos momentos, algunos instalados en esa épica alternativa que Mike Patton y los suyos ponían de relieve de cuando en cuando…

(Además esta semana en Rocktopia: FORGOTTEN SUNS, SPECIAL PROVIDENCE, QUAOAR, FULL DEVIL JACKET y NELSON)