Programa 30 de Abril de 2016

ROCKTOPIA Pdcst 16-04-30

AQUÍ: Descarga directa (Mp3/192Kbps)

Alguno lo ha llamado “uno de los secretos mejor guardados del Rock and Roll”. El primer disco de Masters Of Reality se publicaba en 1988. El nombre de la banda procedía, como no podía ser de otra manera, de aquel álbum histórico de Black Sabbath. Masters Of Reality llevaban juntos otros siete años antes de aquello, pero no fue hasta entonces cuando consiguieron plasmar su característico espíritu en aquel vinilo. Habían sido alojados bajo las alas protectoras del gran Rick Rubin, quien los firmó para su compañía y produjo este disco de debut.
Masters Of Reality eran en 1988 la avanzadilla de lo que significaría poco después el movimiento “stoner”. En pleno apogeo del hard Rock más comercial, una reivindicación del pasado, de rendición a los sonidos más orgánicos, con guiños a los propios Black Sabbath a The Cream o a The Doors -por nombrar alguna referencia-, todos mezclados hasta lo irreconocible en un particular combinado musical. Una obra redonda y de personalidad intransferible…

Igual que Rick Rubin fue un gurú que patrocinó a bandas de todo tipo; Chris Goss, líder indiscutible de Masters Of Reality, también se convirtió en poco tiempo en padrino de bandas, en este caso de su entorno musical, sin ir más lejos de grupos como Kyuss o Queens Of The Stone Age. Uno de sus últimos ahijados musicales es una banda llamada Tax The Heat. Chris Goss los descubrió y quiso que fueran sus teloneros en una de sus giras con Masters Of Reality, hasta que en 2013 produjo su primer EP. Ahora, y todavía con Goss en la lista de agradecimientos de su nuevo disco, Tax The Heat vuelan solos con “Fed To The Lions”. Solos, pero con la lección muy bien aprendida, y es que se han sacado de la manga un as en forma de encantador trabajo de hard Rock actual con claro hilo directo con esa década mágica de los setenta.
Una banda británica moderna con sensibilidad de Rock and Roll clásico, así los define su sello discográfico, y simplemente así es…

(Además esta semana en Rocktopia: AIRLESS, LIFELINE, TAK MATSUMOTO, SANTANA, MESSENGER y GOOD TIGER)

Programa 5 de Diciembre de 2015

ROCKTOPIA Pdcst 15-12-05

AQUÍ: Descarga directa (Mp3/192Kbps)

Un auténtico clásico del hard Rock melódico engendrado en la segunda mitad de los ochenta para abrir hoy el programa con nuestra habitual vistazo al pasado. “Excess All Areas” significó el tercer disco de los británicos Shy y casi con toda seguridad el favorito de sus fans. Dos pasos discográficos anteriores habían arrojado luces y sombras a partes iguales en cuanto al potencial de Shy. Eran buenos tiempos para la industria musical en general y también para su propuesta. La multinacional RCA puso los ojos en ellos y los envió a Holanda para registrar un nuevo trabajo, encargándole la producción a un profesional de las garantías de Neil Kernon.
Durante los primeros días de 1987, “Excess All Areas” veía la luz con el beneplácito de la prensa inglesa y la promesa de un potencial comercial que nunca llegó a materializarse de manera rotunda. Con la venida de la primavera Shy salieron a la carretera por toda Europa, llegando incluso a tocar en España, con shows como el de Madrid, donde tocando junto a Barón Rojo y Gary Moore tuvieron que salir literalmente “por patas” del escenario, ante la lluvia de objetos contundentes que arreciaba sobre ellos, tras un inoportuno “cambio de impresiones” entre la audiencia y el cantante Tony Mills. Anecdotario a parte, “Excess All Areas” ha terminado quedando como un clásico menor del género, algo obsoleto en cuanto a sonido, pero aún orgulloso de ser el contenedor de algunas canciones estupendas…

En 2011 se puso en circulación el último álbum de Shy, y su vocalista no fue Tony Mills, sino el excelente cantante inglés Lee Small, quien venía de hacer sus labores con grupos como Native Cain y participar en proyectos como Phenomena. Ante los acontecimientos luctuosos que han rodeado a Shy en todo este tiempo (con la muerte de su guitarrista Steve Harris), Lee Small ha tenido que buscarse la vida en otras historias, como su propia carrera en solitario y ahora con un nuevo proyecto denominado Lifeline. Un combo formado por él y por Nigel Bailey, líder de otra banda del entorno como Three Lyons. Ellos comparten obligaciones vocales en este disco de debut que lleva por título “Scream”. En él nos encontramos con algunos retazos del mejor hard Rock con melodía y fuerza, en la tradición de nombres como UFO o Gary Moore, en su época más hardrockera de mitad de los ochenta. A medio camino entre lo clásico y lo AOR. Un notable álbum de un estilo concreto no tan habitual hoy en día y que entra en el programa por su puerta grande, como disco de portada…

(Además esta semana en Rocktopia: HAREM SCAREM, BLOOD RED SAINTS, YOSSI SASSI, SYMPHONY-X, TRANS SIBERIAN ORCHESTRA y PARADISE LOST)