Programa 24 de Junio de 2017

AQUÍ: Descarga directa (Mp3/192Kbps)

La Wikipedia define la palabra supergrupo como “un término utilizado para describir a grupos de música formados por artistas que han tenido fama con grupos anteriores o a nivel individual”. Un término utilizado muchas veces de forma gratuita, pero que iba como anillo al dedo a la banda formada por Ted Nugent, Jack Blades de Night Ranger, Tommy Shaw de Styx y un Michael Cartellone, actual batería de Lynyrd Skynyrd por entonces semi-desconocido. Aquel supergrupo se llamó Damn Yankees y fue formado en 1989 aprovechando un periodo de ruptura en las bandas de procedencia de sus componentes.
Nugent, Blades y Shaw habían vendido millones de discos con sus bandas nodriza; habían sido parte esencial de ese éxito, y sabían las fórmulas necesarias para reverdecer el triunfo ya conocido. Así que se pusieron manos a la obra. Calcularon el sumatorio de ingredientes necesario y se sacaron de la manga un primer álbum, producido por Ron Nevison (quien acababa de trabajar con Europe o Kiss ) y titulado como la propia banda, el cual se erigió como ganador desde el minuto uno, terminando su carrera triunfal como doble disco de platino en Estados Unidos. Esa combinación de AOR y hard Rock clásico americano alcanzaría cotas muy altas de popularidad y ventas gracias a temas como “Coming of Age”…

Cuando Damn Yankees se vieron abocados a la desaparición, uno de las cosas que con el tiempo terminaron sucediendo (más tarde o más temprano), fue la reunión de las distintas bandas de procedencia de sus componentes. En el caso de Tommy Shaw, para volver a ser parte de Styx. Un grupo que en España nunca despuntó (como tantos otros), mientras en Estados Unidos contaba por discos de platino cada uno de sus cuatro primeros lanzamientos. Mucho tiempo ha pasado desde entonces, y no tanto, pero también bastante, el que hacía que Styx no regresaban al mercado discográfico con un nuevo álbum original. Y es que hacía nada menos que 14 años que el combo de Chicago no presentaba nuevas canciones. Silencio musical roto por fin con la edición de “The Mission”, su nueva y flamante criatura.
Con la ausencia desde hace mucho tiempo de uno de sus fundadores, Dennis de Young, pero todavía con un núcleo aún coherente del grupo, Styx parecen haber llevado a cabo un ejercicio de autocomplaciencia bien entendida. No han mirado a nadie; no han prestado atención a modas imperantes, y han confeccionado un álbum a su más puro estilo, con esa grandilocuencia desenfadada del Pomp-Rock, del que fueron uno de sus máximos exponentes, y ambientándolo en un entorno conceptual de ciencia ficción,
Según la revista Guitar Player: “The Mission es un álbum profundo, conceptual y cinemático que ofrece a sus oyentes un apasionado viaje emocional…”
Lo indiscutible es que son Styix, que son una leyenda viva y que han vuelto por sus fueros, y por eso eso son nuestro disco de portada esta semana…

(Esta semana en Rocktopia: DAMN YANKEES, STYX, AYREON, NAD SYLVAN, NICOLAS WALDO, KXM, SIN, DEEP PURPLE y THOMAS WYNN AND THE BELIEVERS)

Programa 17 de Junio de 2017

AQUÍ: Descarga directa (Mp3/192Kbps)

“Disco del recuerdo” esta semana con un disco de reunión. Sin duda alguna, una de las más sonadas de toda la década de los ochenta. La que se produjo en 1984, cuando la más celebrada formación de Deep Purple, el denominado Mark II, se puso en marcha después de cumplirse once años desde su anterior esfuerzo discográfico. Y cómo no, como suele ser habitual en estas ocasiones, tras declaraciones cruzadas de algunos de los miembros del grupo, quienes enterrarían el hacha de guerra para en Agosto de 1984 entrar en el estudio de grabación para inmortalizar las canciones que terminaron aunándose bajo el título de “Perfect Strangers”, y muchas de las cuales se rumoreaba que eran en realidad temas que Richie Blackmore tenía preparadas para un tentativo nuevo disco de Rainbow.
Opiniones encontradas, como tantas veces en estas circustancias, con revistas como la Rolling Stone criticando duramente al álbum. Aunque el público general opinó de otra manera, y “Perfect Strangers” terminó siendo disco de platino en Estados Unidos o Canadá; y disco de oro en países como Reino Unido o Alemania. Lo indiscutible es que “Perfect Strangers” fue todo un acontecimiento, que vendió más de dos millones de copias y cuya subsiguiente gira, con entradas agotadas en muchos sitios, se rubricó como todo un acierto valorado por sus fans de siempre…

Seguimos hablando de Richie Blackmore, porque uno de los acontecimientos veraniegos festivaleros del año pasado fue sin duda la reunión de Rainbow para aparecer en dos fechas alemanas y una británica, enfundada en una nueva reencarnación patrocinada por Richie Blackmore con fines, entre otras cosas, lucrativos, como él mismo reconoció. Una alineación titular que además de Blackmore contaba con la presencia de Ronnie Romero (voz), Jens Johansson (teclas), David Keith (batería) y Bob Nouveau (bajo) siendo estos dos últimos, componentes también de su banda folk-medieval, Blackmore’s Night.
Para seguir estirando la goma de la explotación económica, la compañía de discos de Rainbow editó antes de las pasadas navidades material en DVD recogido durante sus conciertos alemanes, y ahora, aprovechando que Rainbow vuelven a la carretera, editan ‘Live In Birmingham 2016’, reflejando lo que el 25 de Junio de 2016 sucedió en el Getting Arena de Birmingham. Con el repertorio completo de aquella noche plasmado en este doble CD. Ese setlist que sembró la polémica, ya que la mayoría de los temas tocados en vivo pertenecían a Deep Purple y no a Rainbow.
En cualquier caso una noche histórica de una de las grandes bandas de siempre del hard rock, plasmada para la posteridad con una producción sonora algo justa, que nos hace testigos imaginarios del evento…

(Esta semana en Rocktopia: DEEP PURPLE, RAINBOW, THE FERRYMEN, NOHMAD, JONAS TAMAS, SECRET SPHERE, DGM y THIS MISERY GARDEN)

Programa 10 de Junio de 2017

AQUÍ: Descarga directa (Mp3/192Kbps)

Royal Hunt nacieron a finales de la década de los ochenta e irrumpieron en los noventa como una de esas bandas fuera de las modas imperantes, convirtiéndose en uno de los escasos reductos de metal neoclásico y sinfónico de su época. Como era habitual tan solo Japón y algunos países europeos prestaron atención a la grandilocuencia musical que desde siempre fue la seña de identidad de la banda liderada única y exclusivamente por Andre Andersen.
2003 sería un año de rupturas con Jacob Kjaer y Steen Mogensen -guitarrista y bajista del grupo respectivamente-, dejando la banda después de muchos años en ella. El guitarrista Marcus Jidell sería el elegido para entrar en la banda, mientras el propio Andre Andersen, además de sus teclados, se hacía cargo del bajo para la grabación del álbum “Paper Blood”.
Aquella nueva formación inyectó a Royal Hunt de nuevas cotas de vitalidad, y aquel pasó a ser uno de los mejores trabajos firmados por la banda danesa, y el último con el sensacional John West como cantante. “Paper Blood” alcanzaba cotas de contundencia poco registradas en la escala de fuerza de Royal Hunt y eso se notaba en temas como la que daba título al álbum…

Alegra comprobar cómo un guitarrista como Marcus Jidell ha ido escalando posiciones en cuanto a prestigio, siendo parte con el paso del tiempo de más y más proyectos, hasta llegar a la actualidad. Lo escuchábamos hace poco como nuevo y fundamental miembro de Soen y lo haremos a continuación, también como pieza pivotal de Avatarium. La banda de Estocolmo fue fundada tan solo hace cuatro años, cuando unieron esfuerzos el propio Marcus Jidell y el jefe de Candlemass, Leif Edling, quien ya no está en el grupo. Desde el principio su entendimiento fue total y el encaje musical se puso de manifiesto de inmediato con aplausos por parte de toda la crítica, hacia sus capacidades musicales, asociando en un mismo ente recuerdos provenientes de Black Sabbath, Deep Purple o el Pop de los 70s. Avatarium no han dejado de crear música desde entonces y “Hurricanes And Halos” es su tercer larga duración. Un álbum que ya ha recogido la aprobación de algunas de las revistas más representativas del viejo continente donde están siendo disco del mes. Y en Rocktopia son disco de portada…

(Esta semana en Rocktopia: ROYAL HUNT, AVATARIUM, THE DOOMSDAY KINGDOM, APOCALYPSE ORCHESTRA, DARIO LORINA, ANATHEMA, VERBAL DELIRIUM y THE ROCK ALCHEMIST)

Programa 3 de Junio de 2017

AQUÍ: Descarga directa (Mp3/192Kbps)

Muchos son los proyectos de inseminación musical artificial que, con mayor o menor fortuna, ha llevado a cabo la compañía italiana Frontiers records. Uno de ellos es el denominado simplemente Allen/Lande. Esa dupla que unió en labores vocales compartidas a Russell Allen de Symphony-X y al noruego Jorn Lande, experto en mil colaboraciones y en aventuras de corta duración como Masterplan, Ark o Beyond Twilight.
Con el otoño 2005 se editaba “The Battle”, el primer y más aclamado de los lanzamientos del dueto. Para dar forma a las canciones se habían contratado los servicios del guitarrista Magnus Karlsson, ahora en las filas de Primal Fear, y que por aquel entonces andaba abriéndose hueco en la industria musical propiamente dicha, como músico de estudio después de su paso por Last Tribe y de haber sido pieza clave en Starbreaker con Tony Harnell.
“The Battle” fue confeccionado a imagen y semejanza de sus protagonistas. Se buscaba un choque de titanes y se consiguió esgrimiendo los argumentos más adecuados. Es decir: épica, melodía y fuerza balanceados y servidos en bandeja a través de una cristalina producción…

Como todos sabemos la figura de Russell Allen no ha hecho más que acrecentarse en los últimos lustros, siendo ya muchas las colaboraciones que ha ido llevando a cabo con el paso de los años, sin ir más lejos hace unas semanas lo escuchábamos dentro del proyecto Ayreon. Pero además de eso, Allen tuvo a bien hace algunos años, unir su talento al del guitarrista Mike Orlando para formar Adrenaline Mob, con la ayuda inestimable en un primer momento de Mike Portnoy a la batería. Lo que no se sabía si iba a ser un proyecto puntual o no, ha terminado fraguándose como una banda en sí misma.
El puesto de batería quedaría libre cuando Portnoy continuó con su atareada carrera. Vendría el Twisted Sister, A.J.Pero, a ocuparse de él, pero su impactante fallecimiento, debido a un ataque al corazón en mitad de una gira con Adrenaline Mob supueso todo un shock para el resto del grupo. Por eso “We The People”, nombre de su nuevo disco, va dedicado sentidamente a él, y Jordan Cannata, su joven sustituto, hace también los honores con una labor magnífica detrás de los tambores. Por lo demás, Adrenaline Mob persisten con su compacta forma de entender el cruce de caminos en el que se encuentran con toda naturalidad, el heavy metal y el hard rock.

(Esta semana en Rocktopia: ALLEN/LANDE, ADRENALINE MOB, EZOO, MICHAEL SCHENKER, SCALE THE SUMMIT, ARTIFICIAL LANGUAGE, LA SKALA DE RICHTER y UNTIL RAIN)

Programa 27 de Mayo de 2017

AQUÍ: Descarga directa (Mp3/192Kbps)

La escena metalera italiana de principios y mediados de los 90s trajo consigo el nacimiento de un nutrido enjambre de buenas bandas que eclosionaron con marcado carácter internacional. Ahí estaba la facción más power con Labyrinth o Vision Divine; la más sinfo-metalera con Rhapsody y otra saludable vertiente más progresiva con nombres como Empty Tremor, Time Machine, D.G.M o nuestros próximos invitados, quienes pasaron por ser una de las de personalidad más acuciada: Eldritch.
Nombrados a partir de una de sus canciones favoritas escritas por unos pioneros como Watchtower, la banda de la Toscana mostró desde sus inicios una clara tendencia evolutiva. Especialmente en sus primeros años de vida rechazaron el inmovilismo, avanzando gradualmente hacia un sonido menos prog y más extremo en el que ahora habitan, pero siempre con una calidad técnica notable. En 1998 editarían “El Niño”, un álbum de poderoso metal técnico de filo progresivo y momentos más melódicos que prácticamente significaría su última obra antes de multiplicar la dureza de sus canciones. Un disco que hace recordar una época en la que todavía las bandas soñaban con poder hacer algo grande a nivel profesional…

El pasado de Eldritch está ligado al de nuestros siguientes invitados, ya que las dos bandas compartieron escenario, debutando en ambos casos en la edición 2011 del festival Prog Power americano. Se trata de una de las formaciones cuya identidad es más inconfundible y se llaman Voyager. Ellos nacieron en la ciudad australiana de Perth en 1999 y “Ghost Mile”, su nueva obra, se edita en estos días. Un grupo cuya indefinición los hace jugar en varias ligas que tienen que ver con el metal progresivo o el djent melódico, aunque afortunadamente su etiquetado es de lo más escurridizo, y así vuelve a suceder felizmente en este nuevo disco. Su sexto larga duración, el cual lleva por título “Ghost Mile”. Un álbum que permanece fiel a las directrices de la banda, con su sonido pulcro, preciso y tecnificado. Con estacatos y riffs de guitarras dobladas empastados al milímetro, y con la carismática voz de Danny Estrin quien dota a la banda de las mayores dosis de personalidad, gracias a su voz fuera de contexto, mayormente similar a la de ciertos grupos de new wave ochenteros, y que sin embargo significa el contrapunto perfecto y volátil a sus matemáticas musicales sin fisuras. Vuelve a enganchar después de unas pocas escuchas lo nuevo de Voyager…

(Esta semana en Rocktopia: ELDRITCH, VOYAGER, SOEN, NICK JOHNSTON, SHADOWMAN, SNAKECHARMER y THUNDER)

Programa 20 de Mayo de 2017

AQUÍ: Descarga directa (Mp3/192Kbps)

Spriritual Beggars llegaban hasta su primera década de existencia, y poco después, en 2005, editaban su sexto trabajo bajo el nombre de “Demons”, uno de sus discos a la postre más aclamados, cosa tampoco demasiado extraña, ya que Spiritual Beggars es una de esas bandas que se caracteriza por no decepcionar prácticamente nunca. Y una de las fórmulas para que eso ocurra es la de moverse dentro de unos parámetros musicales para los que fueron creados por Michael Amott en mitad de los 90s, con la intención de desperezar a sus anchas su “yo” setentero, al margen de la brutalidad metálica de su otra pasión: Arch Enemy. Por eso los Beggars siempre lo han fiado todo a la inspiración, y ella tampoco les fue esquiva cuando por espacio de nueve meses fueron grabadas estas canciones…

Han sido unos cuantos los nombres que han pasado por las filas de Spiritual Beggars desde su nacimiento hasta nuestros días. Uno de ellos es su actual bajista Sharlee D’Angelo, a quien Amott se lo trajo procedente de Arch Enemy y quien es también parte de otra formación anacrónica como The Night Flight Orchestra. “La orquesta del vuelo nocturno” es, como en el caso de los Beggars, un proyecto paralelo a otras bandas suecas en las que militan sus componentes. Aquí, además de a D’Angelo, encontramos a Björn Strid de Soilwork a la voz, David Andersson de Soilwork y ex de Mean Streak a las guitarras o Jonas Källsbäck también de Mean Streak a los tambores. Así pues, se trata de nuevo de echar a un lado toda la vena sólidamente metálica de sus protagonistas, y atemperarla para encontrar otras pasiones menos contundentes que son parte así mismo de sus identidades.
The Night Flight Orchestra sorprendió hace cinco años, dado el historial de sus components, con una propuesta de hard rock melódico muy americanoide arraigada especialmente el la década de los setenta, con bandas como E.L.O, Toto, Kansas o Boston como objetos de comparación. Y así siguen con la edición de su estupendo “Amber Galactic”, que se edita en estos días y es nuestro disco de portada esta semana…

(Esta semana en Rocktopia: SPIRITUAL BEGGARS, THE NIGHT FLIGHT ORCHESTRA, MEAN STREAK, DRAGONFORCE, AL JOSEPH, VANDEN PLAS, FRAGILE VASTNESS y LETTERS FROM THE FIRE)

Programa 13 de Mayo de 2017

AQUÍ: Descarga directa (Mp3/192Kbps)

La escena de neo-rock progresivo británico tuvo a finales de los 90 una pequeña avalancha de grupos y músicos bien avenidos. Uno de ellos fue Jem Godfrey, quien venía de componer y producir para diversos nombres del mundo del Pop. Sin embargo en 2006 decidía acometer su propio proyecto, y así nacería Frost.
Un buen día llamó a un montón de buenos amigos para registrar “Milliontown”. Esos amigos eran los siempre serviciales, y ya clásicos de las colaboraciones, John Mitchell – guitarrista de Arena, Kino o It Bites-, y por otro lado los también tantas veces disponibles entonces miembros de IQ, John Jowitt y Andy Edwards.

A pesar del historial de los integrantes, no se trataba de otro lanzamiento de retro-prog, sino de un disco basado en un concepto moderno de rock progresivo. Con guiños a lo clásico, pero con una clara dirección moderna. Desde la producción hasta la forma de concebir las voces, coros y la utilización de samplers. Un proyecto Frost que recibió buenas críticas y se granjeó una reputación que le ha llevado a sobrevivir hasta nuestros días…

John Mitchell participaba en el último disco de Frost editado el año pasado y vuelve a poner en marcha su propio proyecto, el que inauguró en 2015 con el nombre de Lonely Robot.
Menos colaboraciones en esta ocasión, y es que ahora prima la consecución de un grupo de músicos que le permita acometer escapadas a los escenarios. Aunque el concepto de Lonely Robot es más que consistente por sí mismo, y no parece resentirse de ello, y es que John Mitchell es por sí mismo alguien con la personalidad ya muy marcada. La que imprime a un grupo como It Bites desde que está con ellos. Esa que le otorga aura de Pop a su música profunda pero cercana, y con un toque actual, con ese contrapunto para atraer recuerdos de un pasado en cualquier caso no muy lejano…

(Esta semana en Rocktopia: FROST, LONELY ROBOT, IQ, ANDY JAMES, FATES WARNING, ARMORED SAINT y ACCEPT)

Programa 6 de Mayo de 2017

AQUÍ: Descarga directa (Mp3/192Kbps)

Una reserva para montones de bandas de culto que a pesar de todo continúan con su actividad a pesar de las adversidades. Eso es lo que ha representado para muchos Europa. Afortunadamente el público europeo es de lo más incondicional, y eso ha permitido que ciertos grupos de escasa repercusión sigan cumpliendo años. Uno de ellos son los daneses Anubis Gate. Nacieron a principios de siglo, cuando el heavy metal había pasado ya a ser un fenómeno underground y firmaron con la discográfica española Locomotive para editar sus álbumes a nivel internacional. Pero el sello ni apostó por ellos ni les pagó sus royalties ,para terminar cerrando el negocio. Un movedizo terreno sobre el que consolidar sus cimientos para un combo cuyo plantel de músicos cambiante tampoco ayudaba. Y fue una lástima, porque el reconocimiento de la crítica sería unánime, consiguiendo tocar en el festival Prog power europeo, gracias a su capacidad para crear estupendas obras del mejor metal melódico con filo progresivo facturado en cualquier lugar del planeta. Y allí estaba Jacob Hansen -ahora productor de moda europeo gracias a sus trabajos para Volbeat entre otros-, que fue miembro de Anubis Gate, tocando la guitarra y cantando durante algunos años en los que llegó a grabar un álbum como “Andromeda Unchained” editado en 2007…

Ese Jacob Hansen convertido en referencia de los productores del viejo continente sigue llevando el veneno de crear música en su interior y, por eso, tras producirles varios discos, decidió entrar a formar parte de otro grupo danés como Pyramaze. Banda coetánea de Anubis Gate y, cuyo batería Morten Gade Sørensen es fundador de ambos grupos. “Contingent” es su nuevo álbum. Su anterior obra ya llegó a Rocktopia como disco de portada, y este último trabajo entra en el programa otra vez por la puerta grande. Algo inevitable después de escuchar la categoría de un lanzamiento que vuelve a ser una ejemplar muestra de metal melódico de calidad superior, esculpido al detalle a golpe de buenas canciones, encuadradas por la excelente producción de Jacob Hansen, y con una líneas vocales muy inspiradas. Álbum impecable, levemente inferior a su predecesor, pero que todavía aventaja en muchos quilates a la mayoría de grupos de su especie…

(Esta semana en Rocktopia: ANUBIS GATE, PYRAMAZE, PRETTY MAIDS, THEORY, GLASS MIND, RIVERSIDE, PENDRAGON y MARILLION)

Programa 29 de Abril de 2017

AQUÍ: Descarga directa (Mp3/192Kbps)

El comienzo de siglo resultó ser un punto de inflexión para una banda como Symphony-X. El nuevo milenio trajo consigo un cambio de estatus que los traía de ser una banda de culto tan solo levemente relevante en Japón, a comenzar su desembarco en Europa, encabezando sus propias giras y siendo portada de las más prestigiosas revistas del género en el viejo continente. Aprovechando esa senda de superación, su vocalista Russell Allen se aventuraba en el año 2005 a acometer un leve escarceo en solitario editando un único álbum hasta la fecha, bajo el pseudónimo Russell Allen’s Atomic Soul.
Demostrando que se trataba un disco de consenso dentro de Symphony-X y que no había lugar para celos y deslealtades, “Atomic Soul” albergó las colaboraciones del teclista de la banda Michael Pinella, así como la fundamental intervención del guitarrista Michael Romeo, quien además se encargó de las grabaciones del álbum en su propio estudio.
De todo el mundo era sabido que las raíces musicales de Allen venían del hard rock, así que a nadie pudo extrañar que aquel “Atomic Soul” fuese una reivindicación a ese espíritu hard-rockero del cantante de New Jersey, quien no solo rubricaba espléndidas interpretaciones en cada una de estas canciones, sino que además era el artífice de la producción y composición de un trabajo con el que demostró ser mucho más que un extraordinario vocalista…

Aquella época de popularidad dentro de su sector musical había comenzado para Russell Allen un poco antes, ya con colaboraciones como la que le asoció en distintos proyectos a Arjen Anthony Lucassen…   Uno de ellos sería Ayreon, colaboración que repite de nuevo para 2017, en la nueva obra del proyecto principal del talentoso Lucassen.
Ópera Rock/Metal, como no podía ser de otra manera, como lo exige esta invención musical que existe desde mediados de los noventa, jalonada de magníficos trabajos, y “The Source” no es una excepción.
Casting de vocalistas de lujo, como marca la tradición, esta vez con el propio Russell Allen, o otros que repiten como Floor Jansen o James LaBrie, pero también nombres que se estrenan tales como Tommy Karevik de Kamelot o Tommy Rogers de Between The Buried and Me, además de pesos pesados del metal alemán como Hansi Kursch de Blind Guardian o el padrino de otra ópera-metal como Avantasia, Tobias Sammet. En el apartado instrumental, grandes nombres asimismo, con Paul Gilbert o Guthrie Govan a las guitarras o Mark Kelly de Marillion a los teclados. Todo combinado con cuerdas y flautas; con la contundente base de la batería del habitual Ed Warby y la épica tradicional y futurista que se transforma por momentos en universos de pedigrí folk.
La capacidad de Arjen Lucassen para levantar una y otra vez construcciones musicales a las que ha conseguido domesticar modelándolas a su imagen y semejanza sin pestañear…

(Esta semana en Rocktopia: RUSSELL ALLEN, AYREON, BETWEEN THE BURIED AND ME, NIELS VEJLYT, LABYRINTH, THE UNITY y TREAT)

Programa 22 de Abril de 2017

AQUÍ: Descarga directa (Mp3/192Kbps)

Mr. Big tuvo mucho que agradecerle al cazatalentos Mike Varney para que su gestación fuese una realidad. Él fue fundamental a la hora de buscar músicos para montar aquella banda que debía de erigirse alrededor del bajista Billy Sheehan. Por eso, cuando en 1997 Paul Gilbert agarró su guitarra y se marchó lejos de allí, la elección de Richie Kotzen como su sucesor fue algo del todo natural, ya que Kotzen también había sido un descubrimiento de Mike Varney para su sello Shrapnel records.
Puede que Gilbert fuese un guitarrista más versátil, pero el estilo de Mr. Big se ajustaba perfectamente a las características de un Kotzen que venía de formar en Poison además de su carrera en solitario.
El primer álbum de Mr. Big con Richie Kotzen se editaría primeramente en su mercado principal, el japonés, en septiembre de 1999. A la edición de “Get Over It” le sucedería una gira triunfal de veinte conciertos por el país nipón. Sin embargo aquel álbum no sería editado en Estados Unidos hasta marzo del año siguiente, cuando al fin el mercado americano, demasiado preocupado por las modas, reaccionó ante la evidencia. Obviamente “Get Over It” no podía competir con sus discos precedentes en popularidad y aceptación -el mercado había cambiado-, pero sí se trataba de un notable esfuerzo con un potencial todavía en plena validez…

Richie Kotzen finalizaría su relación con Mr. Big en el año 2002, cuando la banda decidió tocar a su fin. Él retomó su carrera en solitario y también formó bandas olvidadas como Forty Deuce, aunque últimamente ha vuelto a una posición más relevante como miembro del trío The Winery Dogs, junto a Billy Sheehan (de nuevo) y Mike Portnoy. Pero a Kotzen siempre le ha gustado aquello de volar sólo, y sigue sacando tiempo para editar álbumes bajo su sólo nombre, como es el caso de su último “Salting Earth”, aproximadamente su vigésimo primer lanzamiento en solitario. “Salting Earth” es de nuevo, como en tantas otras ocasiones, un compendio recolector de muchas de esas variadas aristas de la figura de Richie Kotzen. A él le gusta el rock, y aquí está, y si es hard rock, también; a él le atrae el funk y por eso muchas de estas canciones rezuman vibaraciones funkies; nos topamos con momentos melosos, y por su puesto hay algo de blues, cómo no, porque es muy difícil escapar de su influjo. Luego, todo queda ligado por la frescura característica de Kotzen. Rasgando su guitarra con espontaneidad vital y coronando estas canciones con su estupenda voz semirasgada. Un álbum de cierta inconsistencia, puede ser, pero suplida por la enorme inspiración con la que todo lo hace Richie…

(Esta semana en Rocktopia: Mr.BIG, RICHIE KOTZEN, KEE MARCELLO, BROTHER FIRETRIBE, GIANLUCA FERRO, BLIND EGO, VANGOUGH y AMORPHIS)