Programa 26 de Enero de 2019

AQUÍ: Descarga directa (Mp3/192Kbps)

El líder de Fates Warning, Jim Matheos, ha sido siempre un tipo interesado en la experimentación dentro de unos límites. Desde tiempos remotos él había querido trabajar con Mike Portnoy, algo que era mutuo, no en vano Fates Warning habían sido una referencia durante los primeros pasos de Dream Theater. Así que después de años en la distancia, guitarrista y batería decidieron acometer un proyecto de probeta musical que terminó llamándose OSI, las siglas de Office Of Strategic Influence. Sin embargo ese nombre no se le ocurrió a ninguno de ellos, sino a otro invitado a formar parte del proyecto, el ex teclista de Dream Theater, Kevin Moore. Pero Moore no sólo fue vital a la hora de bautizar al proyecto, sino que fue clave a la hora determinar la dirección musical del mismo. Matheos le envió un esqueleto con dirección de prog metal de libro, y Moore le devolvió las mismas canciones, pero desfiguradas por su aplastante carácter, interesado por la vanguardia y la experimentación. No era su idea inicial, pero Matheos escuchó aquello y quedó prendado. Giro creativo y nuevas maneras. Un vuelco que llegó para quedarse desde el primer capítulo de la dispersa historia de OSI a través de su primer disco editado en 2003…

OSI es uno de los incontables frentes abiertos por Mike Portnoy a lo largo de su interminable currículum, aunque más tarde cerrara esa puerta para darle prioridad, entre otras, a su actividad con la banda de Neal Morse. Él es su amigo y compañero en otras batallas, como Transatlantic o Flying Colors, y esa amistad y química es fundamental para el buen funcionamiento de la Neal Morse Band cuyo nuevo disco se pone a la venta en estos días. Se trata de un trabajo titulado “The Great Adventure” en el que Morse y los suyos (que vuelven a ser principalmente Mike Portnoy a los tambores, Randy George al bajo y el estupendo Eric Gillete a la guitarra), con el indiscutible liderazgo y maestría del ex Spock Beard, presentan un trabajo tan previsible como atractivo, porque pocos como Neal Morse saben aplicar al prog rock tradicional norteamericano, la épica y la cercanía como él sabe hacerlo. Con argumentos espirituales “The Great Adventure” y su tono conceptual parecen esta vez más concisos en el metraje de las canciones con picos grandilocuentes y valles más intimistas, y por el camino espolvoreados, cómo no, estupendos pasajes instrumentales…

(Esta semana en Rocktopia: O.S.I., NEAL MORSE BAND, ROINE STOLT’S THE FLOWER KING, TOSKA, BLACK PEAKS, SWALLOW THE SUN y DARK MOOR)

Programa 24 de Noviembre de 2018

AQUÍ: Descarga directa (Mp3/192Kbps)

Suecia es uno de los lugares clave donde habitan algunos de los mejores nombres de la actualidad. Un lugar aperturista en todos los sentidos, y cuyas bandas poseen un sentido global. Pero esto no fue siempre así. A principios de los años 70s nacía en Suecia una banda llamada Kaipa. Estaba comandada por el teclista Hans Lundin, y quizás por eso su fórmula se basaba en la presencia del órgano Hammond, el piano eléctrico Wurlitzer y el sintetizador Davoli. Los textos, cantados en sueco querían enfatizar mejor el contenido poético de las letras. Kaipa confirmaban así sus escasas ambiciones internacionales, aunque su segundo disco fue editado también cantado en inglés. Su repercusión en el extranjero no colmó sus aspiraciones y para “Solo”, nombre de su tercer álbum, Kaipa volvieron a su lengua madre. “Solo” es considerado por muchos como su mejor obra de aquella primera época. Se editó en mayo de 1978 y gracias a él pudieron tocar por toda Escandinavia y parte del continente…

El guitarrista de aquellos primeros años, y uno de los principales compositores de Kaipa, era un chaval que se incorporó a la banda cuando tan solo tenía diecisiete años, su nombre era Roine Stolt. Stolt salió de Kaipa motivado por otras inquietudes musicales de juventud. Lo hizo para formar su propio grupo, Fantasia, una banda que se separó en 1983, así que Stolt comenzó a trabajar como solista y músico de sesión, arreglista y productor, hasta que una cosa llevó a la otra, y retomó su carrera en solitario fundando sus The Flower Kings, además de terminar siendo miembro de Transatlantic. El caso es que con la carrera de The Flower Kings casi en modo de pausa, Stolt vuelve con un disco en mitad de camino de ser en solitario y ser de The Flower Kings. Un álbum que ha firmado bajo el nombre de Roine Stolt’s The Flower King y cuyo título es el de “Manifesto Of An Alchemist”. Nomenclaturas a parte se trata de un trabajo fiel a la tradición del prolífico músico Sueco, quien hace escasos meses se presentaba también con ese combo junto a Daniel Gildenlow de Pain Of Salvation denominado The Sea Within. Como era de suponer “Manifesto Of An Alchemist” no deja de ser un álbum de The Flower Kings encubierto, con esos momentos de prog épico característicos de Stolt, con sus devaneos de laxo rock sinfónico y también sus escarceos jazzeros, como siempre musicalmente intachable…

(Esta semana en Rocktopia: KAIPA, ROINE STOLT’S THE FLOWER KING, THE TANGENT, VINNIE MOORE, MOTOROWL, MONSTER TRUCK y BLACK STONE CHERRY)